Síguenos en

Internacional

LMP

ADÁN AMEZCUA SERÁ INMORTAL DEL CARIBE

El brillante ex receptor será entronizado al Salón de la Fama de la Serie del Caribe en Mazatlán 2021.

Bambino Sedano

Publicado

en

El Salón de la Fama de la Serie del Caribe tendrá nuevos inmortales, entre ellos destaca el mazatleco Adán Amezcua, quien tuvo brillantes actuaciones en el clásico del Caribe en su época de jugador con los Tomateros de Culiacán.

Conocido como el ‘General’ por su liderazgo dentro del terreno de juego, tuvo importante actuación en la Serie del Caribe Caracas 2003, donde fue reconocido como el Jugador Más Valioso de la competencia, liderando a la tropa de Francisco ‘Paquín’ Estrada a lograr el campeonato, mismo que también logró en 1997 en Santo Domingo con los guindas. En 2005 fue campeón, pero como refuerzo de los Venados de Mazatlán.

En 2002 y 2004 estuvo en el equipo ideal de la Serie del Caribe.

Amezcua es reconocido como uno de los mejores receptores que ha dado México, encabezando siempre la receptoría de los Tomateros.

De 1993 a 2013, Adán defendió los colores de Tomateros logrando cuatro títulos de liga.

Continuar leyendo
Click para comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Grandes Ligas

EL JUGADOR QUE FUE CAMBIADO POR UN PAVO

El Jonronero

Publicado

en

(MLB.com) Cuando te sientes a comer el acostumbrado pavo del Día de Acción de Gracias, sólo recuerda esto: Pudieras canjear a un jugador de béisbol por esa comida. Al menos, pudiste haberlo logrado si estuviéramos en 1931 y tu equipo de béisbol era propiedad de Joe Engel.

Haciendo de emisario de Clark Griffith, quien era dueño de los Senadores de Washington, Engel llegó a Chattanooga en 1929 con el dinero en efectivo necesario para comprar a los Lookouts de Chattanooga, y rápidamente comenzó a construir un estadio de última generación para el equipo, en el que entrarían 10,000 aficionados. Aunque el conjunto no era bueno, Engel cautivaba a los seguidores regalando una casa con un carro en el garaje y organizando la “casería del elefante salvaje” ficticio en el parque, con cazadores y presas disfrazadas. También fue el promotor de la famosa actuación de pitcheo de Jackie Mitchell ante Babe Ruth y Lou Gehrig.

Pero antes de todo eso, Engel cambió a su campocorto, Johnny “Binky” Jones por un pavo. A diferencia del rumor del pacto por la cena de Dave Winfield –que ha sido desmentido– este sí pasó.

Jones, quien había disputado 10 juegos con los Dodgers de Brooklyn seis años antes, no bateó muy bien con los Lookouts en la temporada de 1930 y la prensa estaba siempre criticando sus habilidades con el bate. Tristemente, aunque sabemos que estaba en el roster de ese año, no hay estadísticas disponibles.

Insatisfecho con lo que había hecho su campocorto, Engel cambió a Jones en el invierno a los Hornets de Charlotte de la Liga Piedmont de Clase C. ¿Qué pidió a cambio? Un pavo de 25 libras (11.4 kg), porque “el pavo estaba teniendo un mejor año”. Pidió al ave a tiempo para el 22 de febrero, para poder servirlo a los cronistas que habían sido tan duros con el equipo, en la primera reunión de la Asociación de Cronistas de Béisbol del Sur.

El presidente de la asociación, Zipp Newman, luego de las risas, escribió que Engel debía prometer “más que un pavo – y que el pavo que llegó de Charlotte no debe ser tan duro como el campocorto Johnny Jones. Los molares de los chicos ya no son lo que fueron en algún momento”.

Como cualquier cambio, este tuvo sus condiciones. Felix Haymann, el presidente de los Hornets, le envió un comunicado a Engel que decía que: “Entiendo que Jones debe reportarse primero antes de que tengas el pavo. Bajo dicho acuerdo, me temo que tendrás que hacer otros planes, porque hay indicios de que tardará mucho en llegar a un acuerdo”. Aunque terminaron acordando, Haymann aceptó posar con el pavo, creando una increíble fotografía en el The Chattanooga News. Jones, por su parte, se negó a ser fotografiado con su contraparte del cambio.

De alguna manera, el acuerdo se concretó, y la fiesta se desarrolló sin problemas. Los cronistas llegaron al estadio y vieron el pavo servido en la mesa, con una placa al frente que decía: “Cortesía de Jonny Jones”.

Incluso con el almuerzo gratis, los cronistas no fueron muy generosos. “Será recordado que Joe Engel canjeó a Johnny; un campocorto defensivo atractivo”, dijeron en el Chattanooga Daily Times, “pero la persona más indiferente que ha vestido un uniforme de béisbol”.

Mientras comían, se reportó que Engel les dijo a los cronistas: “Me han tratado como un pájaro, pero ahora yo les doy uno”, antes de declarar que Charlotte ganó el cambio porque el pavo estaba –como temía Newman – duro.

Tristemente, fue el final de la carrera de Binky, quien no volvió a disputar un juego de ligas menores. Supongo que es difícil recuperar la confianza luego de literalmente ser cambiado por una cena.

Continuar leyendo

Internacional

REPORTA MAYA CON ÁGUILAS CIBAEÑAS

El Jonronero

Publicado

en

SANTIAGO, RD.- Si la temporada de béisbol dominicano comenzara mañana, el cubano Yunesky Maya estaría disponible para subir al montículo a defender los colores de las Águilas Cibaeñas.

“Estoy ready para el opening-day”, expresó Maya, utilizando un lenguaje propio de este deporte nacido en los Estados Unidos, respondiendo preguntas del Departamento de Prensa de las Águilas.

El refuerzo aguilucho se presentó desde el primer día al campo de adiestramiento de los cibaeños en el Estadio Cibao, donde ha estado trabajando con la misma intensidad de años anteriores.

Maya ha sido campeón en los tres últimos campeonatos de la pelota dominicana, con las Águilas Cibaeñas en 2017/18, las Estrellas Orientales 2018/19 y los Toros del Este 2019/20.

En la campaña 2015/16 el lanzador derecho formó parte de la corona conquistada por los Tigres del Licey, sumando títulos con cuatro de los seis equipos que conforman la Lidom.

“Yo no paro de trabajar y te puedo asegurar que, si el campeonato comenzara mañana, yo estoy listo para tirar el primer juego si es la decisión del manager Félix Fermín.

Maya se ha ganado el apodo de el “Caballo” por parte de la afición aguilucha, ya que siempre está dispuesto a lanzar, ya sea abriendo o relevando y dentro del camerino es “El Guerrero”, para suscompañeros, debido a la intensidad que pone en cada juego.

“Quiero volver a ganar el campeonato, pero con mi equipo de las Águilas Cibaeñas”, sostuvo Maya mientras se preparaba para otra jornada de trabajo.

En la temporada pasada Maya tuvo 11 salidas con los amarillos, trabajando 52.0 entradas, donde aceptó 47 imparables, 20 carreras limpias, solo 8 bases por bolas, ponchó 46 rivales, tuvo marca de 1-3 y estuvo entre los líderes de efectividad con 3,46 y un WHIP de 1.06.

Mantuvo el mismo ritmo en la semifinal tirando en seis partidos, de ellos cinco como abridor con 22.0 episodios, 29 hits permitidos, 11 carreras limpias, cuatro bases, 17 ponches, con marca de 0-1, efectividad de 4,50 y un WHIP de 1.50.

En la final abrió un partido con los Toros del Este y se llevó la victoria con seis entradas de dos carreras, nueve hits, no dio bases por bolas y abanicó a dos rivales. Yunesky Maya está cumpliendo una década en la pelota dominicana, donde debutó en el 2010 con los Leones del Escogido y tiene marca de 14-14 para 500 de average.

Continuar leyendo

Internacional

EN COREA BUSCAN PODER: KARIM GARCÍA

El expelotero mexicano resaltó las cualidades del beisbol coreano.

El Jonronero

Publicado

en

Ciudad de México (lmb.com.mx / César Patricio Queijeiro Castro) 24 de septiembre.- Karim García (Ciudad Obregón, 1975) ha sido uno de los beisbolistas mexicanos más destacados de todos los tiempos. Brilló en los diamantes de Grandes Ligas durante 10 temporadas (1995-2004). A lo largo de su trayectoria estuvo en 28 equipos, al tomar en cuenta MLB, Ligas Menores, Liga Mexicana de Beisbol, Liga Mexicana del Pacífico, Liga Japonesa y Liga Coreana.

En el circuito coreano (KBO), Karim García acumuló 103 cuadrangulares, 339 carreras producidas, 250 anotadas y un porcentaje de bateo de .264 en cuatro campañas (2008-2011). En su primer año con los Gigantes de Lotte sumó 30 vuelacercas, lo que le permitió convertirse en el mexicano con más jonrones en una temporada de la pelota coreana. Esa marca fue superada por Roberto Ramos de los LG Twins este 2020 (con 35 hasta el 23 de septiembre).

El extoletero de los Yankees de Nueva York y Dodgers de Los Angeles disfruta del éxito de Ramos.

“Me da mucho gusto que un sonorense ponga el nombre de México en alto y que se abran las puertas para más compañeros que no estén en Grandes Ligas: poder jugar en Asia y hacerlo bien, a un nivel al que pocos han llegado”, comentó el oriundo de Ciudad Obregón, y añadió que le gustaría poder felicitar a Roberto Ramos por lo que está logrando en el país asiático.

Al recordar su paso por Corea del Sur, Karim García compartió que el idioma no fue una barrera, debido a que tienen traductores no solo para los juegos y comunicarse con los compañeros, sino para la vida cotidiana. Lejos de casa y con una carga menos; sin embargo, sí hay tradiciones distintas con un impacto cultural, como la comida.

“Tienen restaurantes que puedes ver los peces, almejas y camarones que te vas a comer. Un día comí el pulpo vivo. Le quitan la tinta, te lo comes con salsa de aceite de ajonjolí y al masticarlo se te pegan los tentáculos por dentro de los cachetes. Es simpática la comida, pero la verdad sí me gustó”, dijo el líder de carreras producidas (111) de la KBO en 2008.

En el modo de ver el beisbol también es distinto. El otrora jardinero considera que en la península asiática buscan a lanzadores de gran velocidad: abridores que lancen de 95 a 98 millas por hora y cerradores de 98 a 100. Lo mismo con los bateadores: que puedan tener de 25 a 30 vuelacercas por campaña.

“Es bastante rápido. Es un juego diferente al que estamos acostumbrados. Tocan mucho la bola, inclusive con un out tocan mucho para mover al corredor. Creen que el bateador de atrás siempre tiene la posibilidad de pegar un hit. Tienen mentalidad diferente”, mencionó Karim, quien además de tres temporadas con los Gigantes de Lotte, estuvo una más con las Águilas de Hanwha.

Con tanta experiencia alrededor del mundo, Karim García detectó diferencias entre las aficiones de Estados Unidos, México y Corea del Sur.

“El mexicano es muy alegre, grita mucho, es muy ruidoso. El estadounidense es más tranquilo. El coreano se la pasa cantando todo el juego cuando su equipo está a la ofensiva. Cada pelotero tiene una canción, tipo himno. Además, es gente muy educada: en la séptima entrada en Estados Unidos cantan ‘Take me out to the ball game’ y en Corea les dan una bolsita para que empiecen a recoger su basura y cuando acaba el juego está completamente limpio”, dijo Karim García al recordar la manera en que se comportan en cada latitud.

Continuar leyendo

Tendencia

Copyright © 2020 El Jonronero. Todos los derechos reservados, sitio por trost.mx.