Síguenos en

LMB

“EMOCIONADO POR LA OPORTUNIDAD EN DIABLOS”: SEPULVEDA

El Jonronero

Publicado

en

Ciudad de México (diablos.com.mx).- Para Carlos Sepúlveda el último trimestre de 2020 fue particularmente difícil.

La pandemia de COVID-19 generó una dinámica complicada para jugar beisbol y su abuelo, Rogelio Salazar de la Paz, había fallecido.

Sometido a protocolos de aislamiento propios de la Liga Mexicana del Pacífico en 2020, y alejado de distracciones fuera del terreno, el titular de la segunda base de los Yaquis de Ciudad Obregón se concentró sólo en el diamante: en sus líneas de cal, el gramado y la magia que se podía crear ahí.

¿El resultado? Nada menos que la mejor temporada de su vida y el primer Guante de Oro de su carrera en México.

El camino que lo llevó acá no fue sencillo. Como buena parte de los camareros profesionales, Sepúlveda no fue firmado como segunda base. Su posición como infantil era el campocorto pero, al observar a sus pares en la academia Alfredo Harp Helú, el coahuilense recuerda haber entendido el porqué de su cambio de posición.

“Había gente que tenía más brazo que yo y eran más altos así que entendí que podía encajar mejor en la segunda base. Ahí decidí enfocarme en esa posición; me ponía a ver jugadores y los movimientos que hacían tratando de perfeccionar lo que yo podía hacer como segunda base. Afortunadamente y gracias Dios, las cosas han salido bien desde entonces”, contó Sepúlveda.

En la televisión Dustin Pedroia, Robinson Canó y Javier Báez eran los maestros a emular. Específicamente Báez fue un modelo a seguir que tuvo realmente cerca al estar en las menores de los Cachorros de Chicago desde 2015 hasta 2019. Pero en la vida real, en el diamante forjador de sueños, Sepúlveda tiene dos grandes nombres a quienes agradecer su formación como camarero: José Luis “El Borrego” Sandoval y Osmin Meléndez.

“Al ‘Borrego’ le tomé muchos consejos cuando fue mi instructor de infield. Obviamente él fue campocorto, pero me enseñó mucho en cuanto movimientos y juego de piernas, cómo leer los batazos. Eso se me quedó grabado. Ya firmado con los Cachorros de Chicago, el venezolano Osmín Meléndez fue uno de esos coaches con los que me gustó mucho trabajar y aprender. Hubo muchos coaches que me han ayudado en mi carrera, pero ellos dos son mis más grandes maestros de la defensa”, contó el infielder.

Además de lo que hizo con el guante, Sepúlveda brilló con luz propia por lo realizado con el bate en la LMP. En 239 turnos el zurdo bateó para .305 de AVG y .848 de OPS quedando de segundo en carreras anotadas de la liga (40) y de cuarto en bases robadas (12) y porcentaje de embasado (.410). Semejante despliegue ofensivo fue, por lejos, el mejor que haya tenido en alguna campaña profesional en su carrera.

Con ello en mente, y buscando mejorar aún más esos números, Sepúlveda se declara listo para incorporarse a Diablos Rojos del México en 2021 y debutar finalmente con la franela escarlata en la Liga Mexicana de Beisbol Profesional.

“Estoy realmente emocionado por esta oportunidad. Ya cuando estábamos en la pretemporada el año pasado sentía esto y por ello fue tan triste cuando se canceló por la pandemia. Pero ahora estamos listos de nuevo, preparándonos para finalmente llevar los colores de Diablos Rojos y buscar la corona de campeón para la fanaticada”, finalizó el infielder.

Continuar leyendo
Click para comentar

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

LMB

BENJAMIN GIL, MANAGER DEL AÑO EN LMB

El Jonronero

Publicado

en

Ciudad de México (www.lmb.com.mx) 15 de noviembre de 2021.- Benjamín Gil (Tijuana, 1972) tuvo un brillante debut como manager en la Liga Mexicana de Beisbol (LMB). El manejador tijuanense terminó con Mariachis de Guadalajara en lo más alto de la Zona Norte con un porcentaje de ganados y perdidos de .730 (46 triunfos y 17 derrotas). Con ello, registraron el mejor récord en campaña regular de toda la LMB.

En la votación realizada entre periodistas especializados y los 18 clubes que componen la LMB, ‘Benji’ Gil superó a Pedro Meré, Miguel Ojeda, Omar Malavé, Homar Rojas, Luis Carlos Rivera y Roberto Vizcarra. Para esta votación se eligió a un timonel que destacara por su eficiencia y estilo en el manejo de su equipo. Se consideró la consistencia del equipo a lo largo de la temporada regular y también se evaluaron los recursos humanos del roster manejado y de qué manera se optimizaron y aprovecharon.

En temporada regular, Mariachis terminó con marca de 46-17 y llamó aún más la atención al tratarse de un equipo de expansión.

“Benji es de los mejores managers con los que me ha tocado trabajar. Tiene un estilo único que sabe impregnar a los jugadores, con esa hambre de triunfo y esa confianza que les da”, comentó Tadeo Varela, analista y estadístico de Mariachis.

“Lo realizado por Gil se notó en el estado de ánimo de los jugadores. Supo manejar a la perfección un clubhouse con nombres de peso como Jesse Castillo y Adrián González”, destacó.

Sobre la parte psicológica que trabajó al mando de la novena de expansión, los apoyó y les dio mensajes positivos.

“Les da esa confianza, les dice desde el primer día que van a ganar, que van a obtener el campeonato. En Mariachis no contamos con la profundidad de otros equipos por ser el primer año, pero todas las piezas sobrepasaron nuestras proyecciones y le damos el crédito a Benjamín Gil”, añadió Varela.

Benjamín Gil destacó como pelotero en Grandes Ligas, fue campeón de la Serie Mundial de 2002 con los Angelinos de Anaheim y brilló durante ocho campañas con .237 de promedio de bateo. En la LMB jugó durante siete temporadas en las que tuvo un promedio de bateo de .313.

Ahora como manejador estuvo cerca de probar la gloria; cayó en seis juegos en la Serie de Campeonato ante Toros de Tijuana, a la postre campeones del circuito. En su etapa como jugador, fue campeón en 2007 con Sultanes de Monterrey.

Benjamín Gil y sus Mariachis dejaron un grato sabor de boca en su debut en la LMB, y sin duda darán de qué hablar en campañas venideras.

Continuar leyendo

LMB

YASIEL PUIG, ES EL DEFENSIVO DEL AÑO EN LMB

El Jonronero

Publicado

en

YASIEL PUIG

Boca del Río, Ver. (www.elaguiladeveracruz.com/ Paola Ríos). Su guante y brazo fueron de respeto en el parque donde pisara. Yasiel Puig, jugador de El Águila de Veracruz, fue elegido como el Defensivo del año 2021 de la Liga Mexicana de Beisbol.

El originario de Cienfuegos, Cuba, fue designado por la prensa nacional y equipos de la Liga Mexicana como el Mejor Defensivo y sus números fueron argumentos contundentes para tal distinción.

El jardinero jugó 62 de los 66 juegos de la temporada con El Águila de Veracruz, donde tuvo un porcentaje de fildeo de 1.000, sin errores en 102 lances en 483 entradas dos tercios de trabajo. “Caballo Loco” tuvo nueve asistencias y participó en un doble play.

Yasiel Puig además representó 1.65 outs por cada juego, un total de 93 outs para El Glorioso.

Con la designación de Yasiel Puig como Defensivo del año 2021, el cubano se convierte en el primer ganador en la historia de la Liga Mexicana en ser el acreedor de esta distinción, además de ser el primer reconocimiento para El Águila de Veracruz en su retorno al beisbol mexicano.

Continuar leyendo

LMB

MÉXICO PIERDE LA FINAL DEL MUNDIAL SUB 23 ANTE VENEZUELA

El Jonronero

Publicado

en

Foto: WBSC

La defensa del campeonato mundial Sub-23 de México llegó hasta la gran final, pero Venezuela se impuso 4-0 en el Estadio Sonora para proclamarse nuevo monarca de la categoría.

La ofensiva de los venezolanos le madrugó al pitcheo de México con las cuatro carreras en las primeras tres entradas, el abridor Wikelman Ramírez se lució con blanqueada de sólo tres hits y la novena que dirige Carlos García se quedó con la tercera edición de la Copa del Mundo Sub-23.

Los sudamericanos anotaron dos veces en el primer episodio. Con dos outs, Robert Cuadrado conectó un batazo muy elevado dentro del cuadro que el segunda base Reivaj García no pudo atrapar y que provocó que Carlos Rodríguez anotara la carrera de la quiniela.

La entrada se mantuvo viva luego de un error de Keven Lamas a batazo de Juan Fernández, que le dejó la mesa servida a Justin López, quien conectó sencillo productor de una carrera al jardín derecho que mandó al plato a Robert Cuadrado.

Los venezolanos volvieron a la carga en el tercer rollo con otras dos rayitas: una producida por un elevado de sacrificio de Romer Cuadrado que mandó al plato a Jesús Lujano, y la otra con una línea salvaje de Juan Fernández que se fue de cuadrangular por el jardín izquierdo, este fue apenas el primer palo de vuelta entera admitido por los lanzadores de México en todo el torneo.

México dio la voz de ataque en la quinta entrada. Eric Meza abrió la tanda con un doblete, pero Wikelman Ramírez colgó el cero luego de retirar en orden a Reivaj García con elevado al izquierdo, ponche sin tirarle para Agustín Ruiz y línea a la segunda base de Fernando Villegas.

México no pudo controlar a la ofensiva de Venezuela.

Wikelman Ramírez salió para la séptima entrada para culminar su obra. Dominó a Keven Lamas con una rola al campo corto, el emergente Roque Salinas conectó un infieldhit por el rumbo de tercera, Eric Meza elevó al short stop y Reivaj García entregó el último out del juego con un elevado de foul que capturó el antesalista Justin López.

Ramírez lanzó las 7.0 entradas en blanco con sólo tres imparables, otorgó una base por bolas y ponchó a cuatro. Realizó en total 86 lanzamientos, 60 de los cuales fueron strikes.

Los mejores a la ofensiva fueron Justin López, con noche de 3-2 con una carrera producida; Juan Fernández, de 3-1 con un jonrón, una producida y una anotada; y Jesús Lujano, de 3-1 con una anotada.

Continuar leyendo

Tendencia

Copyright © 2020 El Jonronero. Todos los derechos reservados, sitio por trost.mx.